_DSC0059.JPG

La Tortuga y El Conejo

por Aesop

Hace mucho, mucho tiempo, una liebre se burlaba de una tortuga por ser tan lenta.

 

“Pero, así, no llegas nunca,” le dice la liebre.

 

“Pues, sí,” le dice la tortuga a la liebre. “Y llego antes de lo que piensas. Compitamos y te lo demostraré.”

La idea de competir con la Tortuga divirtió mucho a la liebre pero  para divertirse  decidió correr en la carrera.”

El zorro, que acordaron que fuera el juez, marcó las distancias y disparó la pistola de salida para comenzar la carrera.

La liebre salió disparada, y pronto perdió de vista a la tortuga. Y que la tortuga se sintiera ridícula por intentar una carrera con una Liebre, se acostó al lado del camino para tomar una siesta hasta que la tortuga la alcanzara.

hare running.jpg

Mientras tanto, la tortuga siguió avanzando lentamente, pero constantemente; y después de un rato, adelantó a la Liebre donde dormía muy tranquilamente.

 

Por fin, cuando se despertó el conejo, la tortuga estaba ya casi en la meta. La liebre corrió y corrió lo más rápido que pudo, pero no alcanzó a la tortuga tiempo, y perdió la carrera.